Email jesus@jesuslopezseo.com ¡Llámanos! +34 914 875 471

Cómo adaptar tu web para expandirte internacionalmente

Cómo adaptar tu web para expandirte internacionalmente|recursos del idioma||internacionalización de una web

Proyectar tu negocio en otras latitudes es una oportunidad de crecimiento para cualquier empresa. Pero también implica retos por superar, como saber llegar al nuevo mercado. En este sentido, Posicionamiento Web Systems te habla sobre cómo adaptar tu web para expandirte internacionalmente.

Por qué internacionalizar tu negocio

El comercio internacional es una oportunidad hacer crecer cualquier negocio. Y el Internet ha cambiado la manera que tenemos para llegar a nuevos mercados. Abriendo las puertas hacia territorios que antes no nos atrevíamos a explorar.

Ahora, a través del comercio electrónico se puede llegar a cualquier parte del globo, aumentar los clientes y las ganancias. Gracias a Internet estamos más cerca de los mercados que nos interesan. Y una persona que está a miles de kilómetros de distancia se convierte en comprador en un solo clic.

Hoy en día existen consumidores globales que permanecen conectados. En gran parte por el uso del Smartphone. Estos dispositivos son como una tienda abierta. Y cada día hay más usuarios y se hacen más compras a través de los mismos.

Las herramientas disponibles en línea también facilitan la expansión de los negocios. Las hay para analizar los mercados potenciales, conocer las características del consumidor y sus expectativas. No podemos dejar por fuera los planificadores de palabras claves y las que analizan el comportamiento de los usuarios en la web como Google Analytics.

Al internacionalizar tu negocio te encontrarás con personas que tienen un bagaje cultural distinto al que estás acostumbrado y que hablan otro idioma. Estos son algunos de los retos que vas a enfrentar. Las mismas estrategias que permitieron posicionarte en un país, quizás no te funcionen en otro.

Por eso, antes de dar cualquier paso hay que conocer bien el consumidor al que quieres llegar. Adaptar la web y utilizar la localización para tu sitio es un paso que no debes obviar. Hacer esto va más allá de traducir el contenido del website. Implica aplicar estrategias distintas y tener equipos especializados en el mercado objetivo, como explicamos más adelante.

Primeros pasos para expandir la web

El proceso para adaptar tu web internacionalmente comienza analizando el entorno al que quieres llegar. Esto incluye conocer las leyes que podrían afectar el funcionamiento de tu negocio o de tu sitio. Pero, también los factores económicos, políticos, tecnológicos, sociales, etc. que pueden intervenir.

Como mencionamos tus nuevos clientes potenciales tienen costumbres, valores y hábitos de consumo diferentes. Tienes que conocer cuáles son para saber cuál es la mejor manera de llegar a ellos.

Luego debes fijar tus objetivos en ese nuevo mercado, como lo harías en cualquier estrategia de marketing online. Si estás pensando expandirte a tres países diferentes, entonces debes fijar los objetivos para cada uno. Tener equipos que conozcan bien cada mercado, trabajando por separado y fijando acciones concretas es lo mejor.

Debes dar a conocer la marca en los nuevos mercados. Para eso necesitarás una estrategia de marketing internacional. Esta implicará publicar contenido en la web, en el blog de la empresa y en sus perfiles de redes sociales. Asimismo, hay que implementar una estrategia SEO multilingüe para ganar visibilidad en esos mercados.

Hay que reunir la mayor cantidad de información para plantear una estrategia que funcione. Además de la moneda y el idioma que son los más evidentes, hay que identificar el mejor sistema de envíos. También hay que conocer la competencia local, si hay que hacer cambios al producto o cuál es el que mejor se posicionaría en el nuevo mercado.

Definir la estructura de la web

Si ya tu negocio tiene tiempo andando y has decidido dar el paso a la internacionalización hay varias consideraciones que debes tomar. Entre ellas está cómo será la estructura de la web. En este caso no nos referimos al diseño, sino al sistema que emplearás para llegar a cada mercado.

Es decir, ¿tendrás un dominio genérico en el cual crearás las versiones para cada país o idioma? O, ¿utilizarás un sistema de dominio por países. Esta es una de las decisiones más importantes al gestionar tu negocio porque cada uno tiene sus ventajas y desventajas.

Para decidir la estrategia de expansión toma en cuenta que no siempre es necesario registrar un dominio nuevo por país. Esto es recomendable hacerlo cuando se trate de mercados muy importantes. Y también cuando el negocio va a tener presencia física en alguna ciudad del país en cuestión.

Si la expansión es pequeña y no implica tener un local en el país, te podría convenir más manejarlo todo desde un mismo dominio con distintas versiones del sitio. A continuación te ofrecemos más detalles sobre ambos sistemas.

Dominio genérico internacional

El sistema de dominio genérico no está orientado a ningún país. En este caso tendrías un solo dominio desde el cual manejarías todos los idiomas. Con esta estrategia se incluyen las versiones de los sitios en subdirectorios (www.sitioweb.com/es/) o en subdominios (es.sitioweb.com).

Una de las ventajas que tiene este sistema es que se mantiene la autoridad del dominio original. Si tu web ya está posicionada el trabajo de SEO que hay que hacer para las demás versiones es menor.

En el caso de los subdirectorios la misma autoridad que tiene el domino principal la tendrá el resto. El inconveniente es que las versiones no se pueden alojar en servidores distintos. Lo que significa una desventaja para posicionar en búsquedas locales.

Los subdominios, en cambio, sí se pueden alojar en distintos servidores, aunque requieren costos de mantenimiento adicionales. Además, reciben solo parte de la autoridad que tiene el sitio principal.

Para que los buscadores sepan qué sitio deben mostrar en una búsqueda utiliza segmentación geográfica de Google Search Console. Para que entienda que tienes varias versiones de un mismo sitio (no estás duplicando contenido), incluye las etiquetas hreflang.
dominios por países

Un dominio por país

La otra alternativa es usar un dominio de nivel superior de código de país. Es decir, un dominio distinto para cada versión. Por ejemplo, sitioweb.es; sitioweb.it, sitioweb.fr.

Cada dominio se puede alojar en un servidor distinto, lo cual favorece la velocidad de carga y el posicionamiento. Si se aloja en un servidor en el país al que está dirigido, o uno cercano, tendrá más visibilidad.

La desventaja es que es requiere más recursos, es más costoso mantener varios dominios. Además, hay que manejar estrategias SEO distintas para cada sitio por separado.

Cómo adaptar tu web para expandirte internacionalmente

Para la internacionalización de una web hay que aplicar la localización con inteligencia. Por ejemplo, si vas a llegar a un país donde se hablen distintos idiomas tienes que incluirlos todos. De lo contrario, estarían quedando posibles clientes por fuera.

También hay casos de diferentes países que comparten el mismo idioma, pero con dialectos distintos. En estos casos es preferible adaptar la web a cada uno porque el manejo del lenguaje es diferente.

En general, los usuarios confían más en una web que está escrita en su propio idioma. Así que es necesario utilizar la localización. La web debe identificarse con el entorno al que se dirige, sin olvidar los objetivos y principios del negocio.

Para esto es necesario tener un equipo que trabaje en cada versión, que conozca bien al público en cuestión. Y también hay que evaluar que los elementos de la web sean apropiados para cada país al que se dirija.
Toma en cuenta las siguientes recomendaciones para adaptar el sitio.

Interfaz del usuario amigable con la localización

Al momento de diseñar la interfaz del usuario hay que tener en cuenta que los distintos idiomas requieren más o menos espacio. Por lo tanto se deben crear variaciones para que no haya inconvenientes.

Hay que tomar en cuenta que se requerirán espaciados distintos. El tamaño de la letra debe permitir que se entiendan todos los idiomas, etc.

También es recomendable que para elección del idioma se coloque el nombre, en vez de utilizar las banderas.

Necesidades de internacionalización

Se refiere a la preparación del sitio para que sea válido y fácil de entender en la cultura local. De manera, que la web soporte los distintos idiomas y tipos de escrituras que se van a incluir. Es necesario crear una guía de internacionalización para asegurarse que la web va a funcionar.

Entre los puntos que hay que tomar en cuenta para la preparación están los siguientes:

  • Importación y exportación de datos.
  • Utilizar comandos, botones y formas apropiadas y fáciles de entender en cada cultura.
  • Asegurarse que haya espacio en cada elemento (como los botones) para los textos en diferentes idiomas.
  • Tratamiento de los formatos de fecha y hora. Así como de las divisas.
  • Utilizar bibliotecas específicas para los datos de cada idioma.

Crear guías específicas para cada idioma

recursos del idiomaDebes tener un equipo de traductores para cada idioma. De preferencia que sean nativos o que lo conozcan muy de cerca. Estos se encargarán de elaborar los recursos del idioma que necesitas.

Entre las tareas está elaborar y mantener actualizado el glosario de términos, con las palabras de uso más frecuente en la web. Entre ellas las palabras clave. Estos términos deben traducirse a cada idioma.

No se vale utilizar un traductor online, hay que conocer el mercado para encontrar las tendencias de búsqueda en cada país y encontrar los términos adecuados para la optimización SEO de los contenidos.

Asimismo hay que crear una guía de estilo para cada tipo de contenido. Esta debe ser revisada por los distintos departamentos para asegurarse que cumpla con las necesidades de todos. Y debe ser accesible en cualquier momento. Hay que tener una guía para cada idioma y mantenerlas actualizadas.

Definir la estrategia SEO

Habíamos adelantado que se necesita una estrategia de optimización que se adapte a cada mercado. No se trata de conocer las recomendaciones SEO de Google, sino analizar el comportamiento del público en cada país.

De hecho, entre los primeros pasos a tomar está saber qué buscador usan más. Porque Google no es el único y hay países como Rusia o China donde no es el principal motor de búsqueda. Hay que averiguar esta información y registrar la web en el buscador que corresponda.

Las palabras clave no se traducen de manera literal. Hay que buscar las keywords adecuadas para cada mercado. Asegúrate de configurar la segmentación geográfica, traducir los Alt y Title; así como aplicar los atributos rel=”alternate” hreflang=”x”en cada sitio.

Resumen para adaptar tu web internacionalmente

internacionalización de una web

  • Evaluar los aspectos legales para el funcionamiento de la web, como la política de protección de datos.
  • Definir una estrategia SEO para posicionar el sitio en cada país donde vaya a tener presencia.
  • Decidir si vas a utilizar un dominio diferente por país o uno genérico para todos con distintas versiones para cada mercado.
  • Incluir los sistemas de pago que se utilicen en cada país.
  • Publicar contenido adaptado al mercado. No es solo preocuparse por publicar en el idioma que corresponda, sino tomando en cuenta las costumbres, tradiciones, etc.
  • Elaborar un glosario con las palabras más importantes y su uso en cada idioma que tendrá la web.
  • Crear una guía de estilo con las reglas a seguir en cada versión del sitio.
  • Determinar cuál es el producto que se va a posicionar en cada mercado y darle prioridad.
  • Además del idioma, publica imágenes, íconos, datos e información que transmita cercanía con el público objetivo.

Ya sabes cómo adaptar tu web para expandirte internacionalmente. Si necesitas ayuda para proyectar tu negocio a nuevas fronteras contáctanos.

Deja una Respuesta

Pide presupuesto GRATIS