Guía para escribir el primer post de un blog

Guia para escribir el primer post de un blog

Empezar a publicar en tu propia bitácora genera muchas expectativas por querer hacerlo bien y que le guste a la audiencia. Entendemos que puedes tener tus dudas para dar ese primer paso, por eso traemos esta guía para escribir el primer post de un blog. A continuación, te planteamos una manera de hacerlo, pero con la práctica definirás tu propio proceso.

¿Qué es un post y cómo se hace?

A las publicaciones que se hacen a través de los canales digitales se les denominan post. Estos abarcan las entradas de los blogs, sitio web, foros, redes sociales, etc.

Cuando hablamos de blogs, por lo general nos referimos a textos de distintas longitudes. Aunque también se hacen entradas donde predomina el contenido audiovisual, como infografías, imágenes o vídeos.

En esta ocasión nos centramos en artículos de texto; no obstante, estas recomendaciones te ayudarán al momento de crear cualquier tipo de contenido.

Crear un post requiere organización, investigación previa, conocer la audiencia a la que se dirige. Tienes que tener claro qué es lo que estás escribiendo, entenderlo tú antes de entregárselo a los lectores.

Asegúrate de que tus artículos sean originales, no solo en contenido sino en la forma de presentarlo. Es decir, puedes escribir sobre un tema que muchos han tratado antes, pero agrégale tu personalidad o la de la marca a la que representas.

Un post necesita tener una estructura definida, ser atractivo, entretenido e invitar al lector a relacionarse de alguna manera con la marca. Esto último puede ser darse de alta en el sitio, recibir la newsletter, comprar un producto o servicio, etc.

Como creador también debes estar familiarizado con el aspecto técnico y con el proceso de optimización. De esta manera tendrás más probabilidades de posicionar tus páginas en los buscadores.

Los artículos de blog son unas de las puertas de entrada de los usuarios a la web de una marca.

Tipos de post

Existe una lista extensa de tipos de post para un blog entre los que elegir para publicar. Conocer las opciones que tienes te servirá para diversificar el tipo de contenido que creas. El objetivo es salir de la rutina para que el lector no termine aburriéndose por encontrar siempre lo mismo.

Te puede interesar:  Email marketing en tiempos de covid-19

A continuación, te presentamos algunas de las alternativas más populares:

  • Tutoriales, también conocidos como “How to”, son publicaciones que enseñan cómo se hace algo.
  • Casos de estudio, que son investigaciones que presentan información de un individuo o grupo; por ejemplo, su experiencia con un producto o servicio.
  • Los checklist se tratan de listas de verificación que indican los requisitos o acciones que se deben cumplir en un proceso determinado.
  • Las listas presentan cierta cantidad de elementos enumerados. Son unos de los tipos de post más frecuentes en los blogs.
  • Entrevistas a expertos en un tema en particular.
  • Post de preguntas y respuestas, como los que reúnen las preguntas más frecuentes de los usuarios o FAQ.
  • Soluciones a problemas, por ejemplo, cómo promocionar una tienda en línea.
  • Diccionarios o definiciones, son post que presentan los conceptos básicos de un tema específico.
  • Las reseñas resumen la experiencia propia con un producto o servicio.
  • Los post noticiosos presentan una información de actualidad.

Aparte de estos hay más tipos de post, como recopilatorios, recursos, entre otros.

Nuestra recomendación es que combines diferentes tipos de publicaciones en tu blog. Quizá no todos te sirvan para tus objetivos, pero puedes probar hasta encontrar los que generen mejor respuesta de tu audiencia.

¿Qué debe llevar un post?

Aquí nos referimos a los elementos básicos que debe tener un post, cuál es la estructura de los artículos en un blog.

  • Título o encabezado: debe ser atractivo, llamar la atención del lector y causar una buena impresión. Incluye, además, la palabra clave principal.
  • Introducción: igual que el título, tiene que atraer al lector. Presenta el contenido que viene a continuación e invita a seguir leyendo.
  • Cuerpo del texto: aquí llegamos al contenido del post como tal. Organizamos la información que tenemos y la presentamos al lector. Debe ser claro, útil y fácil de consumir; además, debe estar dividido en secciones para facilitar la lectura, para ello se agregan subencabezados. También se incluyen los elementos audiovisuales que deseamos agregar.
  • Conclusión: en el cierre resumimos el tema que tratamos en el post; presentamos nuestra idea final, puede ser una opinión al respecto.
  • Llamada a la acción: consiste en invitar al lector a ejecutar una acción específica, dependiendo del objetivo de la publicación. Puede ser contactar a la empresa, suscribirse a la newsletter, continuar leyendo el blog, etc.
  • Elementos de optimización: en resumen estos incluyen palabras clave, title, metadescripción, Contenido audiovisual de calidad y optimizado, enlaces internos y externos, etc. Todo esto contribuirá al posicionamiento SEO de la publicación.
Te puede interesar:  Qué es el contenido duplicado y por qué es malo para el SEO

redactar primer post de un blog

Guía para escribir el primer post de un blog

Si tienes dudas sobre qué escribir y cómo hacerlo, los siguientes consejos te ayudarán a aclararlas. Lo que haremos es resumir el proceso para publicar un post, comenzando incluso antes de comenzar a redactar.

Identifica a tu audiencia

Antes de sentarte a escribir debes definir para quién lo haces. Definir la audiencia objetivo te marcará el camino para saber sobre qué escribir. El por qué es sencillo, las características de lector te indicarán cuáles son sus necesidades, qué preguntas tienen que resolver.

Tu papel será responder a sus inquietudes. Conocer el buyer persona también te permitirá definir otros aspectos como el estilo de tus publicaciones.

Sigue una guía de estilo

Si no tienes una, puedes crearla de forma sencilla. O, al menos, definir aspectos claves como el tono y el estilo que tendrán tus publicaciones.

El tono es la manera en que usas el lenguaje, si tu redacción es formal o informal. Esto dependerá tanto de tu audiencia, como de la personalidad de la marca.

El estilo abarca un aspecto más amplio como el vocabulario que usas, extensión de los textos, la estructura, cómo serán las imágenes, etc.

Tener una guía de estilo le dará mayor uniformidad a todas tus publicaciones.

Investiga

Define el tema que vas a tratar en el primer post de tu blog investiga al respecto. La audiencia notará cuando dominas el tema y tendrás más oportunidades de engancharla. Al contario si no la convences de tus conocimientos no te ganarás su confianza.

Siempre que escribas debes hacer una investigación previa, saber qué dicen otros expertos sobre ese tema. Sin embargo, tu post no debe ser una réplica, sino presentar la información desde tu punto de vista.

Publica contenido original

El punto anterior de nuestra guía para escribir el primer post de un blog nos trae hasta aquí. No publiques contenido copiado, debe ser auténtico.

Habla desde tu experiencia y entendimiento sobre el tema. Es válido buscar inspiración en otros, pero para posicionarte como experto debes ser original.

Te puede interesar:  Ideas para crear infografías atractivas

Conecta con los lectores

Además de informar, tu post debe acerarte a tu audiencia. Esto lo logras conociendo cuáles son sus necesidades y respondiendo a todas sus preguntas.

La manera en la que presentas la información tiene papel crucial, debes lograr que el público se identifique.

No abarques más de la cuenta

Aprender cómo escribir tu primer post de blog incluye saber establecer límites en el tema que tratas. Con esto nos referimos a que debes tratar de ser concreto, evita abarcar todo un tema en un solo post.

Elige un punto específico y desarróllalo a profundidad. El resto del tema lo puedes ir explicando en otras publicaciones. Si tratas de desarrollar todo el tema en un solo post te arriesgas a que no quede claro y más bien confunda a los lectores.

Sé específico, desarrolla la idea principal y trata de no desviarte de ese punto.

Apóyate en expertos

Cuando presentes tus argumentos puedes apoyarte en la opinión de otros expertos. Bien sea en publicaciones de sus blogs o en entrevistas que les hayas hecho. Esto le dará más autoridad a tu trabajo y tus lectores sentirán más confianza.

Siempre que cites a otra persona dale el crédito, te evitará problemas legales y no arriesgas tu reputación como redactor.

Presenta una estructura amigable con el lector

Evita los bloques de texto, lo más probable es que ningún lector se detenga a verlo.

Crea una estructura para tus publicaciones utilizando encabezados h2, h3, h4… Estos harán que el artículo sea escaneable y que el lector se detenga en el punto que más le interese.

También te ayudará incluir recursos como imágenes o vídeos, que le den un descanso a la lectura sin perder la atención de la audiencia.

No te olvides del SEO

Repasa las tendencias del SEO y aplícalas en tu publicación. Aunque se trata del primer post y no se va a posicionar de la noche a la mañana, tienes que optimizarlo.

Investiga las palabras claves y agrégalas en los puntos clave como el titular, en la entrada, el cierre,  los encabezados y meta datos. Optimiza también las imágenes y todos los recursos que incluyas en la publicación.
ideas para el primer post de un blog

¿Qué escribir en mi primer post?

Te preguntarás qué temas puedes tratar en el primer post de un blog. Puedes hacer un post de bienvenida al blog, aunque estos no suelen posicionarse bien. Sin embargo, te servirá para presentar tu proyecto.

También puedes contarle a la audiencia sobre tu trayectoria, tu negocio, proyectos, el objetivo del blog, etc.

Si no lo quieres hacer tan personal, escribe sobre cómo ayudarás a resolver un problema específico de la audiencia. Asimismo, puedes crear una página de preguntas y respuestas sobre las dudas más frecuentes respecto a tu negocio.

Sigue los consejos que te damos en esta guía para escribir el primer post de un blog. Si tienes alguna otra duda al respeto, no dudes en dejarnos una consulta en los comentarios.